fbpx

ICC implante de cartílago de alta densidad

El ICC es una técnica de implante de cartílago (implante de condrocitos) derivada del ACI y del MACI, en el que se consigue la máxima concentración de condrocitos por milímetro cúbico. Esto ofrece las mayores garantías de curación en las lesiones de cartílago

Con resultados favorables en múltiples estudios de pequeño tamaño, el ICC, un desarrollo de la técnica MACI, se ha convertido en la gran alternativa a los métodos tradicionales de reparación de las lesiones del cartílago. Recientemente se han presentado los resultados de los primeros 50 pacientes que fueron tratados mediante esta técnica, en una publicación en la revista Cartilage financiada por la Fundación Dr. Pedro Guillén, demostrándose una alta eficacia incluso en pacientes que habían recibido varias cirugías y presentaban lesiones de gran tamaño.

Se trata de un implante de condrocitos (las propias células del cartílago del paciente) infundidos en una membrana fibrosa que reproduce el defecto del cartílago que se pretende tratar.

Esta técnica se ha demostrado eficaz en situaciones donde otras técnicas tienen dificultad de éxito (lesiones de mediano y gran tamaño, lesiones previamente operadas…) y cuando otras técnicas han fallado. Su uso en rodilla y tobillo se ha extendido rápidamente, y actualmente se está comparando con otras técnicas en articulaciones de acceso más difícil como el hombro y la cadera.

El equipo del Dr. Guillén ha publicado varias series de pacientes con resultados exitosos, y en clínica CEMTRO se están llevando a cabo investigaciones y avances relevantes en este campo.

La gran dificultad de esta técnica es que precisa de un gran equipamiento técnico y de personal altamente especializado para realizar el cultivo de los condrocitos, que se realizan en una sala blanca en condiciones de máxima asepsia.

Hasta hace muy poco tiempo, las células de cartílago extraídas al paciente se enviaban para su cultivo al extranjero multiplicando el coste y empeorando las condiciones del implante. Desde hace 3 años, Clínica CEMTRO posee una sala blanca donde se realizan cultivos de condrocitos autólogos (ICC), lo que ha abaratado el coste de la técnica hasta casi la mitad.

Ahora mismo, Clinica CEMTRO es el único centro español donde se realizan cultivos de condrocitos para uso humano, lo que convierte a la clínica en centro de referencia natural para múltiples países de Europa, Ásia y África.

Visita otros artículos relacionados
con la unidad de cartílago

Menú