fbpx

Prótesis de rodilla

El remplazo de la rodilla por una prótesis es un procedimiento quirúrgico en el que se quita el hueso y el cartílago dañados y se sustituyen por componentes hechos de aleaciones metálicas, plásticos de calidad superior y polímeros

Cita Unidad Traumatologia Cemtro

Las prótesis son diseñadas para imitar el rodamiento y el movimiento de deslizamiento naturales de la rodilla. Existe una amplia variedad de opciones que permiten al cirujano personalizar la prótesis dependiendo del daño, de la edad y del nivel de actividad física del paciente.

Las prótesis de rodilla tienen un componente de aleación metálica que sustituye la parte articular del fémur y otro componente que sustituye la parte de la tibia. Además contienen un plástico de alta densidad para sustituir el cartílago erosionado entre estos dos componentes metálicos.

Indicaciones

La causa más frecuente de reemplazo de rodilla es la artrosis de la articulación causada por el desgaste (osteoartritis). En la osteoartritis se produce una erosión del cartílago liso que ayuda al suave movimiento de deslizamiento de la rodilla.

La osteoartritis es provocada por la sobrecarga articular, por los traumatismos repetidos, por las patologías de los ligamentos cruzados o de los meniscos, por la diabetes y por otras enfermedades que afecten a huesos y articulaciones, como la gota. Esta patología provoca dolor, más intenso al caminar o subir escaleras, aunque puede aparecer en reposo y ser muy severo.

El recambio articular por una prótesis consigue aliviar el dolor cuando otras terapias han fracasado. Además, permite restaurar la función de la articulación dañada por la artrosis.

Otras patologías que pueden conducir al recambio articular de la rodilla son la artritis reumatoide, otras artritis inflamatorias o deformidades congénitas.

Maqueta Protesis Rodilla

Prótesis de Rodilla

Diagnóstico

El traumatólogo debe realizar un completo examen físico para evaluar el movimiento, la estabilidad y la fuerza de la rodilla del paciente. Las radiografías o las resonancias magnéticas pueden ser necesarias para determinar el daño que ha sufrido la rodilla. En base a los resultados tomará la decisión de recurrir al reemplazo de la misma.

Los especialistas contemplan otras soluciones parciales para paliar los síntomas antes de recurrir a la prótesis articular. Sin embargo, en muchos casos se sabe que a largo plazo la única solución será la prótesis.

Perioperatorio

La anestesia habitual utilizada para colocar una prótesis de rodilla es la general o la espinal. El paciente se coloca tumbado en la camilla y antes de comenzar se le administran antibióticos intravenosos para prevenir infecciones, que serán mantenidos durante un breve período de tiempo después de la cirugía.

Una vez finalizada la cirugía es habitual mantener un drenaje en la rodilla para evacuar la sangre que se acumula tras la operación. El mismo será retirado cuando el sangrado esté controlado. Además, se inicia profilaxis con anticoagulantes para prevenir trombos en las venas de las piernas, que suelen mantenerse hasta unas semanas después.

Por otro lado, el dolor postoperatorio podrá controlarse, en caso de que fuera necesario, con un catéter espinal durante 24 o 48 horas y con analgésicos intravenosos.

La movilización pasiva de la rodilla y la rehabilitación podrán comenzar precozmente, una vez que el dolor y la situación general del paciente lo permitan.

Resultados

Los resultados de una cirugía de prótesis de rodilla dependen de la correcta selección de los casos que deben operarse, de la corrección del procedimiento técnico y de la rehabilitación cuidadosa.

La experiencia del equipo quirúrgico es clave en el éxito de la intervención. El hecho de tener un equipo de profesionales especializados en la cirugía protésica incrementa la destreza del cirujano, permite discernir el tipo de prótesis más adecuado para cada caso, y facilita el acceso y el manejo de la mejor y última tecnología. Por otra parte, la rehabilitación precoz por un equipo experimentado mejora la recuperación funcional tras la cirugía.

En clínica CEMTRO se realizan más de 500 cirugías de reemplazo articular cada año.

Unidad Traumatologos Clinica Cemtro

Visita otros artículos relacionados
con el equipo del Doctor Gago

Menú